Botox - Toxina Botulínica

¿Qué es y para que sirve?

La toxina botulínica (el bótox) es una proteína que actúa relajando la musculatura.

En estética el bótox se utiliza para bloquear los impulsos nerviosos, lo que se traduce en la desaparición de la contracción muscular, las líneas de expresión y las arrugas.

¿En qué consiste el tratamiento con bótox?

En Clínicas TuLáser se inyecta en cantidades minúsculas con una aguja muy fina en los músculos del rostro cuya actividad es excesiva. De esta forma, se difuminan y previenen la aparición de arrugas de expresión o suavizar las arrugas estáticas. Nuestros especialistas tienen profundos conocimientos de anatomía facial y de correcta administración del mismo pata que tu resultado sea natural.  Además, este tratamiento no requiere anestesia, no deja cicatrices ni es doloroso .

 

¿Sabías que existen otras aplicaciones del bótox?

Este tratamiento puede aplicarse también en axilas , palmas de las manos y plantas de los pies.

La toxina botulínica genera un bloqueo de la función de las glándulas sudoríparas, por lo que reduce la hiperhidrosis. El tratamiento tiene una duración de entre 40 y 60 minutos y los resultados tienen una duración de unos 6 meses.

¿Que es la hiperhidrosis?

La hiperhidrosis es el exceso de sudor o transpiración excesiva que se produce de forma espontánea, sin ser causada por temperaturas altas o por situaciones de tensión física o emocional.

La hiperhidrosis o exceso de sudor impredecible e incontrolable muchas veces llega a dificultar las relaciones sociales y laborales del paciente. Clínicas TuLáser dispone de opciones terapéuticas para el tratamiento personalizado de la sudoración excesiva.

Solicita Información

sin compromiso.

Acepto recibir comunicaciones comerciales.